Vamos a ver la importancia que tiene el agua para el correcto funcionamiento de los seres vivos, ya sean animales o plantas:

EL AGUA Y LAS PLANTAS:

Las plantas están formadas por mucha cantidad de agua, hasta un 80 % es agua. Esta agua es usado para el trasporte de los minerales  a través de los conductos de la planta, las raíces, el tallo, las hojas etc. De esta manera la planta, al igual que nosotros con la sangre, logran nutrirse.

Las plantas extraen el agua  y los minerales del suelo, donde el agua a su vez procede de la lluvia y ha seguido todo el ciclo hidrológico. Al igual que lo animales, las plantas transpiran y participan en el ciclo del agua.

EL AGUA Y LOS ANIMALES:

La mayoría de reacciones químicas y bioquímicas del organismo de un animal necesita que esté presente el agua de una u otra manera. El cuerpo necesita el agua para eliminar toxinas y residuos. Al cabo del día, el cuerpo pierde por traspiración y por orina hasta 2 litros diarios que deben ser recuperados en la alimentación. Superando el 15 al 20 % de perdida de agua en peso, el organismo puede llegar a fallecer.

 Es por ello que el agua juega un papel determinante de suma importancia para el correcto funcionamiento fisiológico de los seres vivos.